Un mundo de mercados

Los mercados son lugares únicos, tienen ese encanto especial que nos hacen conocer el espíritu más autentico de un país o una región… además de ser un lugar donde encontrar magníficos artilugios, especias o manjares de lo más variopintos.

Mercado municipal de Florencia

Los fotógrafos tienen una cita indiscutible en los mercados, por su variedad de colores y formas  son un lugar perfecto para ser fotografiado, pero hay muchas más razones para visitar un mercado: los olores, el trato con la gente, los productos, su autenticidad, la lista no acabaría.

Durante tu visita a una ciudad, investiga donde puedes encontrar el mercado municipal. Tal vez te lleves una grata sorpresa, más si es en un país mediterráneo, donde las frutas y verduras tienen una presencia especial.

Grand Bazaar, Istanbul

Pero también son interesantes mercados en otros países, en Holanda, por ejemplo, no hay mercados municipales como en España sino que los mercados se hacen siempre en la calle. Aunque algunos tienen presencia diaria desde hace más de un siglo, como el caso del popular mercado del Albert Cuyp en Ámsterdam.

Mercados que son atractivos turísticos

En Barcelona, el mercado de la Boquería, en las Ramblas, es un atractivo turístico en si mismo. Con coloridos puestos donde se venden frutas, zumos y dulces de todos tamaños y tipos, este mercado es tanto un lugar de compra para los vecinos como un imán para los turistas y fotógrafos que pasan por la zona. El mercado de la Boquería tiene algunos bares donde se puede probar la cocina catalana. Una forma rápida, barata y muy sabrosa de disfrutar de productos frescos y sabrosos.

Puesto de fruta en la Boqueria, Barcelona

Otros ejemplos de ciudades donde los mercados se han convertido en un gran atractivo turístico son Estambul, con el Gran Bazar de Estambul o el Bazar de las Especias. Dos lugares que no te puedes perder si visitas la ciudad de Estambul. Regatea, compara, charla y disfruta de una forma de comprar que es casi un arte. Conocido en el mundo entero es el mercado flotante de Bangkok (que espero poder ver con mis propios ojos algún día…) y tampoco se queda atrás el Mercado de las Flores de Ámsterdam, por donde pasean miles de turistas cada año.

Dulces en Alexanderplatz, Berlin

Tanto los mercados municipales como los mercados atractivo turístico son interesantes de visitar, pues aun los segundos, todavía conservan las tradiciones de cada país vivas. ¿Qué mejor manera de conocer la cultura de un país que comprando en sus mercados?

Mercados según la temporada

En algunos países hay también mercados estacionales. Con la llegada de la Navidad, muchas ciudades europeas se llenan de mercados navideños donde se puede comprar decoración de Navidad pero también comida típica de estas fechas y productos autóctonos.

Sin ir más lejos en la plaza de la catedral de Barcelona se instala un mercado desde mediados de diciembre hasta Navidad. Pero creo que los países abanderados de estos mercados son Alemania y Austria, donde muchas ciudades se engalanan para celebrar sus típicos mercados de Navidad.

Frutos secos en la Boqueria

Y es que nos gustan tanto los mercados que muchas ciudades se han sumado a la moda de celebrar mercados en la calle en otras fechas del año. En varios lugares podrás ver mercados medievales, algunos muy populares, como el Mercado Medieval de Vic (Catalunya) o el de Carcassonne.

Entradas relacionadas

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

Tags:

Acerca del autor

Periodista y blogger de viajes afincada en Barcelona. Me dedico al mundo de la gestión de contenidos y publicaciones Web. Soy apasionada de los viajes y la fotografía, y disfruto compartiendo mis aventuras viajeras en este blog.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top