Un fin de semana en Hamburgo

Hoy partimos a conocer la bella ciudad de Hamburgo de la mano de Nicole Biarnes, una viajera que reside en Barcelona y que hoy nos habla de su ciudad natal. Acompáñanos a este refescante viaje con la creadora del blog de viajes Freibeuter Reisen

Qué hacer en Hamburgo

Hamburgo es una ciudad portuaria. La vida gira en torno al agua. De ese modo que la mejor manera de conocer la ciudad y disfrutar de su ambiente es una visita al puerto de Hamburgo – ¡que es el segundo más grande de Europa! Desde los Landungsbrücken salieron ya los barcos con emigrantes a las Américas. Hoy en día salen aquí los ferries hacia Inglaterra y otros destinos nórdicos. Justo al lado de los Landungsbrücken se encuentra la entrada a un viejo túnel que pasa por debajo del río Elba. Por las mañanas y por las tardes lo utilizan los trabajadores de los astilleros, que se encuentran a la otra ribera del Elba. También se puede bajar en coche, con un antiguo ascensor de madera, para llegar al otro lado. Puerto de Hamburgo Si no quieres pasar por debajo de la Elba también puedes coger una Fähre, un pequeño “ferry”. Circulan por el puerto como buses y se pueden utilizar con los mismos billetes del HVV. Es una buena alternativa a los Hafenrundfahrten (vuelta por el puerto en una barcaza turística) y además es mucho más barato. Durante el pasaje puedes ver todo el puerto y bajar en cualquiera de las paradas. Como verás hay también un trozo de playa en la orilla de la Elba: la famosa Strandperle con un pequeño chiringuito, donde la gente disfruta los días de verano. Desde hace algunos años han abierto además unos beach clubs. Si vas en ferry hasta Teufelsbrück o Finkenwerder puedes comer algo “rústico” y disfrutar de la naturaleza verde para dar un paseo. Playa en el río Elbe, Hamburgo Para tener una idea de cómo los antiguos mercaderes trabajaban, vale la pena visitar la zona de Speicherstadt. Los edificios, antes almacenes, se construyeron directamente al borde del agua para que los barcos pudieran cargar y descargar su mercancía más fácilmente. Se parece un poco a Venecia, pero al estilo “nórdico”. Hay un museo en la Speicherstadt que explica la historia de los edificios y donde se exponen herramientas y productos de la época de la colonización. A unos pocos pasos del puerto se encuentra la famosa Reeperbahn, la calle principal de Sankt Pauli, el barrio rojo de Hamburgo. Reeperbahn significa “calle de los encordadores”, porque durante siglos se producían todas las cuerdas del puerto aquí (como las Drassanes en Barcelona). Durante el día Sankt Pauli duerme, pero a la noche se despierta el barrio y está lleno de bares, teatros, clubs, discotecas y restaurantes. Landungsbruecken en Hamburgo Después de haber disfrutado una noche bailando, muchos hamburgueses y hamburguesas van al Fischmarkt, el mercado de los peces, para desayunar un bocadillo de pescado o unas salchichas al curry. El Fischmarkt abre cada domingo a las 5 de la mañana (en invierno un poco más tarde). ¡Es un verdadero espectáculo para los ojos y los oídos! Los vendedores gritan en voz muy alta para vender sus productos, hacen bromas y divierten al público. Y aún hay más agua en Hamburgo: En medio de la ciudad, realmente en el centro, se encuentra la Alster. El lago empieza cerca del Rathaus: En verano hay barcos de vela, barcos de remo y barcos de vapor que cruzan sus aguas tranquilas. Si durante el invierno hace mucho frío, todo el lago se congela de manera que puedes ir a pie de una orilla a la otra. La superficie se vuelve tan dura que los hamburgueses montan una fiesta encima del hielo. Por cierto: ¿Sabías que Hamburgo tiene más puentes que Venecia y Ámsterdam juntos? ¡Hamburgo cuenta con un total de 2.300 puentes!

Entradas relacionadas

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

Tags:

Acerca del autor

Si tienes un blog o quieres compartir tus experiencias viajeras y fotográficas en La Zapatilla anímate y enviame un email con tu propuesta.

5 comentarios

Trackback  •  RSS de comentarios

Sitios web que enlazan a este artículo

  1. Bitacoras.com | 27 Agosto, 2012
  1. M.C. dice:

    Y es seguro pisar entonces el hielo para ir de una orilla a otra??
    Me ha sorprendido que tenga más puentes que incluso Amsterdam y Venecia!
    Saludos

    • Sonia dice:

      Yo no he estado en Hamburgo (todavía :P) pero en Ámsterdam este invierno pasado se congelaron los canales y algunos lagos en parques y se podía andar por encima (doy fe de ello). Pero un frío impresionante, eso sí…

  2. nicole dice:

    al contrario – hay muchos coches! pero Hamburgo es muy grande. tiene una superficie de 755 km2. asi que entre los rios, riachuelos y todo, llegan a un numero tan alto de puentes… aunque no los he contado personalmente :-) .

  3. Arol dice:

    Lo de los puentes me sorprendió montón. Hay pocos coches?

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top