Castillo de Edimburgo en 7 paradas

El castillo de Edimburgo es uno de esos lugares que hay que visitar si o si. Bueno, seguro que mucha gente ha estado en Edimburgo y no lo ha visitado pero es tal su importancia que volver a casa sin haberlo visto, no se, no cabía en mis planes. Así que allí fuimos, no sin poco reparo pagamos las 14,50 libras que piden por la entrada (por adulto) y nos lanzamos a la visita.

Castillo de Edimburgo

Si volviera a Edimburgo no visitaría el castillo, me pareció muy caro por lo que es. A ver, me voy e explicar que no quiero que nadie se ofenda o sienta que desprestigio tan importante monumento. En mi caso, sin conocer mucho la historia de Escocia, tal vez saqué poco jugo a la visita.

Las vistas desde la muralla son ES-PEC-TA-CU-LA-RES, no hay otra forma de definirlas. Si además tienes la suerte (como nosotros) de que el cielo esté azul y el sol irradie la ciudad, entonces la vista es inmejorable.

Vistas de Edimburgo desde el Castillo

El castillo de Edimburgo es sin duda el símbolo de Edimburgo, un punto de referencia y el telón de fondo de muchas instantáneas tomadas en esta ciudad. En la explanada que hay justo delante se celebra el famoso festival de Military Tattoo y hace varios siglos se utilizaba como lugar de quema de brujas (esto útimo nos lo contaron durante el famoso Tour del Miedo).

7 paradas en el castillo de Edimburgo

Los amantes de la historia deberían saltarse esta sección, pues ellos se perderán horas en los museos del Castillo de Edimburgo, saboreando cada elemento de la visita, cada piedra, cada joya. Para el resto, aquí están los siete detalles que no te puede perder:

1- El cañon de Mons Meg, un cañón del siglo XV de tamaño colosal, y que pesa 6.000 kilos y que lanzaba balas de 150 kilos.

2- Los honores de Escocia, las joyas de la corona. Se pueden contemplar a través de un cristal y haciendo turnos con el resto de visitantes.

3- La piedra del destino, junto con las joyas, es la piedra donde se coronaban a los reyes de Escocia y que durante mucho tiempo estubo en poder de los ingleses.

4- The One O’Clock Gun, o el cañón  de la una en punto. Este cañón se dispara a diario a las 13:00, mucho más económico en balas que dispararlo a las 12, ¿verdad? Si haces coincidir tu visita con la hora del disparo puedes asistir al espectáculo

5- El cementerio de mascotas. Muy cerca del Mons Meg se puede ver el cementerio de las mascotas, cuanto menos curioso.

6- La capilla de Santa Margarita, la edificación más antigua del castillo y probablemente de la ciudad,  fue construida en el siglo XII

7- El Great Hall, una impresionante sala de 25 metros de largo por 12 de ancho. Una de las salas más bonitas de toda la visita, realmente impresonante por su tamaño.

Capilla en el castillo de Edimburgo

Horarios y precios

La entrada al castillo de Edimburgo cuesta (en 2012) 14,50 libras por adulto y 8,60 para niños de hasta 15 años. El castillo está abierto durante todo el año aunque los horarios varian dependiendo de los meses, entre abril y ocutbre está abierto hasta las 18:00, el resto de meses, hasta las 17:00.

Para más información puedes visitar la Web oficial del Castillo de Edimburgo.

 

Cómo llegar al Castillo de Edimburgo

Es imposible no encontrar el Castillo de Edimburgo, puese es visible desde buena parte de la ciudad. Si visitas el casco antiguo de Edimburgo solo tendrás que subir la Royal Mile para llegar hasta la misma puerta del castillo. El castillo está a unos 10-15 minutos andando de la estación de trenes de Waverley.

Ayúdame a difundir... Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0Share on LinkedIn0Email this to someone

Tags:

Acerca del autor

Periodista y blogger de viajes afincada en Barcelona. Me dedico al mundo de la gestión de contenidos y publicaciones Web. Soy apasionada de los viajes y la fotografía, y disfruto compartiendo mis aventuras viajeras en este blog.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top